proyecto

La configuración de un proyecto de escuela de fútbol ha de perfilarse en el abrigo de profundas convicciones en torno a la necesidad de ayudar a desarrollar personas íntegras, amantes de la práctica deportiva, solidarias, tolerantes con la diferencia, ilusión con el trabajo en el equipo , motivadas ante las dificultades. Sin obviar los objetivos que contribuyan al desarrollo de “buenos futbolistas”, técnica y tácticamente correctos, una escuela de fútbol, ​​así como sus enseñanzas sobre la base de ideas, conceptos, prácticas y procedimientos encaminados a la creación de una comunidad educativa y Creativa deportiva , alegre, comunicativa y participativa.

Hablamos de una comunidad que favorezca la construcción de valores íntegros y globales, válidos para el desarrollo de prácticas deportivas y sociales, cualquiera que sea la modalidad o circunstancia de éstas.

Una escuela de fútbol moderno y eficaz tiene un rigor en la necesidad de tratar con la profesionalidad y la agilidad. Una escuela de fútbol moderno y eficaz ha sido más fácil de abordar. Muy al contrario, debe incluirse entre las finalidades el tratamiento integral de los recursos, las necesidades del alumnado, los padres, los técnicos y los profesionales y la propia escuela como organización planificada y estructurada para el correcto servicio. Ha de construir un modelo de tratamiento para el alumnado y sus padres, un estilo sobre cómo se maneja en el día a día, cómo escuchar y atender sus preguntas o inquietudes, cómo reflexionar sobre su magnitud o importancia, cómo abordar su tratamiento u orientar la respuesta. Hablemos de crear un estilo de trato y atención, estímulo y facilitación de los comportamientos adecuados. Ha de generar, asimismo, un contexto para la reflexión permanente del grupo de técnicos, para la ordenación ordenada de las actividades, para la definición de sus capacidades y necesidades, para la evaluación de sus actividades y para la proyección de nuevas y reorientadas vías de intervención

Consecuentemente con las consideraciones planteadas, la Escuela de Fútbol del Getafe representa un proyecto:

1. Social (en la medida que piensa en los intereses y motivaciones de la población en que se ubica).

2. Educativo (en la medida en que pretende educar en valores y desde los valores).

3. Compensatorio (en la medida en que ha contribuido a los más desfavorecidos).

4. Deportivo (en la medida en que se centra sus prácticas y actividades en el desarrollo de un deporte determinado).

5. De la aproximación a la competición (en tanto facilitan un contexto organizado y controlado para el desarrollo de prácticas competitivas entre equipos).

En el marco de los objetivos programáticos de la Sociedad Deportiva, la Escuela de Fútbol del Getafe CFSAD pretende dibujar un proyecto global y sensible con las  preocupaciones e ideas de todos los integrantes, así como un espacio profesional, en permanente revisión, que permita y favorezca la conjunción de prácticas educativas y deportivas para niños y jóvenes y alimente el desarrollo de actitudes de colaboración entre técnicos, alumnos y padres.

Compartir